Mucha gente se decide a comprar jamón ibérico en Salamanca por el excelente sabor de nuestro producto. Sin embargo, no se agotan ahí las cualidades de los embutidos ibéricos. Aunque no lo parezcan, son una referencia cultural de nuestra gastronomía, y su historia es mucho más interesante de lo que puedas creer.

Por eso hoy, como profesionales del sector, queremos hablar con toda la gente a la que le interesa comprar jamón ibérico en Salamanca, para explicarles cómo esta pieza culinaria ha pasado a convertirse en una parte imprescindible en nuestra cultura.

Para entender la historia de los embutidos, tendrías que remontarte 3.000 años atrás, al Imperio Egipcio. Fue aquí el primer punto en el que se empezó a utilizar la sal como un elemento que servía para conservar en mejor estado y durante más tiempo los alimentos. Como por aquel entonces el comercio en el Mediterráneo era realmente próspero, el descubrimiento egipcio no tardó en llegar hasta la Península Ibérica.

Cuando los romanos vinieron a España, aquí ya teníamos embutidos de mejor calidad que la suya, y pudieron aprender muchas cosas de nosotros. Sin embargo, el momento en el que el embutido ibérico empieza a considerarse como un símbolo cultural nacional, fue durante la invasión árabe.

En ese momento, nuestros atacantes no podían comer el cerdo, y por eso el embutido empezó a considerarse un símbolo de resistencia frente a las fuerzas invasoras. A partir de ahí, el jamón ibérico accede a un nuevo estatus, y se empieza a mejorar continuamente.

En la Era Industrial fue cuando el proceso de elaboración se consolidó, aprovechando los avances en la tecnología, y su sabor era prácticamente idéntico al que puedes disfrutar hoy en día.

Si quieres comprar jamón ibérico de primera calidad, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Somos Montenuevo.